La velocidad del Internet

Muchas personas alrededor del mundo prefieren contratar paquetes de Internet de buena velocidad, debido a que pueden hacer sus actividades a la brevedad sin la necesidad de tener que esperar a que cargue una página web, causando en ocasiones desesperación y pérdida de tiempo.

La velocidad se enfatiza constantemente cuando se encuentran ofertas de fibra óptica: 100 MB, 200 MB o 500 MB. Sin embargo, a veces no se especifica si se trata de una conexión de fibra óptica simétrica o si se refiere a la velocidad de subida o de bajada. ¿Le interesa saber más sobre estos conceptos?

La fibra óptica es una conexión a Internet de alta velocidad que envía datos a través de la red mediante muchos canales de datos. Esta transmisión es bidireccional, lo que significa que los datos viajan en ambas direcciones: desde la casa o lugar de trabajo hasta Internet y viceversa.

Esta bidireccionalidad da lugar a dos flujos de información distintos, denominados correspondientemente "downstream" y "upstream" (en español, flujo de bajada y flujo de subida, respectivamente). La velocidad de descarga de datos, o el tiempo que tarda la información en llegar desde Internet, se conoce como velocidad de bajada. La velocidad de subida es aquella en donde se transfieren los datos desde el ordenador o teléfono móvil hacia el Internet.

Estos tipos de velocidades pueden ser diferentes o iguales. Una conexión de fibra óptica simétrica es aquella en la que las velocidades de bajada y subida son iguales; en cambio, una conexión de fibra óptica asimétrica es aquella en la que las velocidades de bajada y subida son diferentes. Para evaluar las ofertas de Internet, es necesario comprender las diferencias.


Velocidad de bajada y de subida

Dependiendo del uso del Internet, la velocidad de una conexión de fibra óptica es una consideración importante. Por ejemplo, si se utilizan plataformas de streaming para ver series o películas, plataformas de videoconferencia para la formación a distancia u otro tipo de actividades recreativas y educativas en línea de forma habitual, es claro que se deseará tener una velocidad de descarga rápida para obtener información de alta calidad. Si se trabaja desde casa, se envían muchos correos electrónicos o se suben archivos enormes a la red, se necesitará una velocidad de subida rápida para entregar el material desde el ordenador o teléfono.

Velocidad adecuada de una red de fibra óptica

En el momento de seleccionar una conexión de fibra óptica, se debe ir más allá de la velocidad máxima citada para determinar tres factores clave:

  • Velocidad de subida y de bajada.
  • Enlace simétrico o asimétrico.
  • Velocidades auténticas o máximas.

Solicitar información sobre las velocidades de descarga y subida a su operador, así como realizar una prueba de velocidad de Internet si ya la tiene contratada, es la mejor forma de asegurarse de que tiene una conexión de fibra óptica de alta velocidad. 


Importancia del Internet

El Internet es fundamental en la actualidad debido a que proporciona una gran cantidad de conocimientos; funciona como una enorme biblioteca donde se puede localizar cualquier información que se necesite. La gente también puede participar en foros donde comparten su propia experiencia. Además, en Internet se encuentra todo lo que se desea, ya que está disponible las 24 horas del día.

La facilidad con la que se puede informar de cualquier cosa en cualquier momento de la búsqueda es asombrosa; desde localizar información precisa en los sitios web hasta la fecha de publicación del artículo. Casi todas las universidades e instituciones de investigación tienen un sitio web en el que los visitantes pueden obtener más información acerca de ellas.

Si tiene un negocio y quiere construir una página web para promocionarse, ofrecer información sobre sus servicios u organizar eventos, sólo tiene que pedírselo a su equipo de sistemas y, en poco tiempo, aparecerá en Internet.


Importancia del Internet para las empresas

Facilitar la comunicación: puede interactuar con empleados de la empresa, miembros, socios, directores y otras personas de la empresa a través de Internet. De este modo, podrá contactar con la persona que desee a través del correo electrónico en lugar de enviar una carta, la cual tardaría mucho más en llegar al destinatario.

Haga llegar su mensaje a todo el mundo: se pueden utilizar libros, publicaciones periódicas, comunicados de prensa, conferencias, seminarios y talleres para hacer llegar algún tipo de mensaje al mundo entero. Asimismo, se puede utilizar Internet para construir un sitio web con copias en PDF de sus publicaciones, un blog donde publicar su mensaje para que todos lo vean, noticias, etcétera.

Ahorre dinero en publicidad e impresión: es considerablemente menos costoso anunciar un negocio en Internet que imprimir folletos con el nombre de su empresa. Su publicidad en línea será visible las 24 horas del día. Además, podrá mantener actualizado el material de la página en la que se anuncia y estar constantemente al tanto de las últimas ofertas.

Los clientes deben ser atendidos rápidamente: para que los clientes sean bien atendidos, hay que realizar talleres, entrevistas, conferencias y cursos. Gracias al Internet, puede hacerlo mucho más fácil con ayuda de distintas herramientas, tales como los correos electrónicos, el Messenger, las páginas web, los foros y las videoconferencias, las cuales permiten impartir clases y talleres en línea sin tener que estar presentes en un lugar concreto.

Simplifica la investigación y la búsqueda de información: con la herramienta de Internet, las empresas pueden realizar más investigaciones sobre temas de interés, localizando todo tipo de noticias y documentos en las páginas web.

Dese a conocer: las empresas que no tienen un sitio web en Internet son actualmente desconocidas para el público en general.

Mantener a la gente informada sobre las novedades: muchas empresas elaboran folletos educativos para mantener a la gente informada sobre sus novedades, pero el material proporcionado sólo es aplicable durante un tiempo limitado, ya que se queda rápidamente obsoleto. Ahorrará dinero en la impresión de folletos publicitarios si anuncia sus novedades en Internet, y podrá cambiar el contenido de la página web tan a menudo como quiera, manteniendo a la gente al día de las últimas sugerencias de la empresa.